miércoles, 1 de septiembre de 2010

CLOUD COMPUTING

Computación en la nube es el nombre usado para describir el nuevo método o modelo de prestación de servicios de herramientas tecnológicas de hardware y software para el mundo de los negocios a través de internet. La síntesis de ese modelo es la siguente: toda la información de la empresa se almacena de manera permanente y segura en servidores de los proveedores del servico, situados en cualquier lugar del mundo, conectados a Internet, a la cual la empresa puede acceder fácilmente, también a través de internet, haciendo uso de equipos portátiles independientes (no concectados entre ellos a través de redes físicas), más livianos, sin discos duros y casi que sin programas instalados. Las empresas pagan solamente por el uso de los programas y los recursos consumidos con base en el tiempo, la capacidad consumida o el número de usuarios, ahorrándose grandes cantidades en renovación, adecuación y mantenimiento de redes, computadores y demas componentes de la infraestructura de sistemas, lo cual reduce sustancialmente sus costos. En un artículo publicado recientemente por la revista Dinero, el gerente de Avianca, Fabio Villegas, muestra el ejemplo de su compañía la cual ya está en la nube: “El mantenimiento, por ejemplo, afirma el dr Villegas, se ha simplificado. Al centralizar la tecnología, si un programa presenta alguna falla, el administrador solo debe arreglarlo en el centro de datos para que el cambio se vea reflejado en todos los puestos de trabajo. Como ya no es necesario tener personal para labores de mantenimiento, los costos por soporte técnico cayeron en más de 50%. Antes pagábamos US$20 mensuales por cada computador de la compañía y ahora solo US$9”. Por otro lado, usando equipos mucho más livianos que no tienen discos duros, ventiladores ni fuentes de poder, se economiza un 70% de energía y se hace mucho más ágil y rápida, también, la creación de puestos de trabajo.

El concepto está empezando a calar fuertemente en la escala de las grandes empresas mundiales y colombianas, aunque con un potencial muy grande en la Pymes por cuanto para éstas las ventajas son mucho mayores empezando por el hecho de que el servicio es “escalable” lo que significa que una empresa pequeña, con un costo bastante razonable, puede comprar una licencia, mientras que una multinacional, puede comprar 1000, compartiendo ambas idénticos servicios.

Además de los costos, las ventajas del uso de este modelo incluyen son muchas. Por ejemplo dejaríamos de depender completamente de nuetra computadora ó puesto de trabajo, pues al tener todos los datos disponibles en el servidor, cualquier computadora ó café internet se convierten en oficina, con la sola condición de que tenga un acceso a la red. De esa manera, dependiendo de las funciones que desempeñe en la empresa, un trabajador podría pactar con su patrón un lugar de trabajo ubicado en sitios diferentes a la sede de la empresa. Otra ventaja es el ahorro en eficiencia debido a las caídas y backups, pues las empresas proveedoras, mucho más especializadas a las que ahora se usan, están también mucho más equipadas para hacer frente a posibles contingencias. Otra ventaja es la reducción en tiempo del mismo proyecto de cambio tecnológico que en este caso, desde el momento en que se concibe la idea de pasarse al modelo de Cloud Computing hasta el momento en que se ponga en funcionamiento podría gastarse a lo máximo dos meses (estabamos acostumbrados a promedios de 6 meses a un año), debido a que la solución ya está instalada e implementada y la única demora sería la conexión y la migración de información. Otra ventaja sería las actualizaciones automáticas que surgen de la experiencia y uso de millones de usuarios.

A su vez también muchos son hoy los obstáculos que se deben superar para generalizar el uso del nuevo modelo entre los cuales se nos ocurre la resistencia a la superación de paradigmas, el miedo al cambio tanto de parte de los gerentes y administradores de las compañías como de todos los trabajadores de ellas, la desconfianza que genera el hecho depositar la información en sistemas ajenos, así como el hecho de pasar a depender de lo que suceda en y con internet, y la capacitación de los clientes del nuevo modelo, entre otros. Sin embargo, las bondades del modelo y la velocidad del mundo actual nos hacen preveer que su implantación generalizada será más temprano que tarde.

No hay comentarios:

Libreria